Usted está aquí

Esfera

Ayer fue un día de cena. Era una de esas cenas que se apalabran entre un grupo de amigos y tienden a ser rotatorias, primero en mi casa, luego en la tuya y luego en la del más allá. En este caso, tocaba en la del más allá, osea en la mi casa. La idea era hacer algo que se pudiera preparar con poco de antelación y no tener que ir como loco a última hora, así que optamos por hacer un pulpo a feira, unas lentejotas de toda la vida y de postre una cosa que hice para ver si me salía bien la masa quebrada. Así lo hicimos saber y todo el mundo estaba conforme, y a esto se añadirían unos choricillos y otro pastel que estaba planificado con anterioridad. En esto, el mismo día de la cena, me llama una de las parejas para saber que trae, porque no sabía bien que hacer, con lo que le dijimos que tenía dos opciones, o tortilla de patatas o helado para los dos postres. Se presentaron con el helado y paté.

Así que una vez llegada la hora, teníamos un listado tan escueto de platos como este:

  • Pulpo a feira (de 3 kilos)
  • Lentejas (medio kilo)
  • Chorizo de León (uno)
  • Lomo embuchado (uno)
  • Queso con membrillo
  • Pastel con plátano
  • Tostadas con paté
  • Pastel de manza y uva
  • Helado de Hagen Datz de chocolate
  • Pan con tomate (a discrección)
  • Botella vino blanco
  • Botella vino tinto (un gramona que estaba más que bueno, exquisito)
  • Cardhú
  • Ron
  • Cafeses

Como podéis apreciar, es un menú generoso para seis comensales, aunque uno de ellos esté embarazado. La verdad es que comimos como locos y nos pusimos ciegos a jamar. Y a pesar de que nos pasamos la mitad de la cena mirando el partido de basquet.

En resumen, que fue divertido, que el vino estaba de muerte, el pastel también, y la compañía excelente, aunque sigo pensado que hay que matar a alguien.

Su voto: Ninguno (1 voto)
Lecturas: 240
Lecturas hoy: 0
Imagen de Jose 	Salgado

Con formación en psicología y con un Máster en dirección de empresas, la curiosidad y las ganas de aprender han sido el motor de mi carrera profesional. Por este motivo he participado en proyectos de todo ámbito, ISPs, Comercio electrónico, Plataformas de e-learning, Comunidades de práctica y Redes sociales profesionales. Todo este historial profesional me ha llevado a tener una visión global de la empresa y una perspectiva orientada a negocio, donde el cliente se sitúa en el centro de todas las operaciones de marketing, ventas, tecnología y de gestión de recursos humanos.